Iniciar Sesión:
Regístrate Buscador: Búsqueda Avanzada
    Guia de Iniciativas a Proponer
Proyectos de Ley o Ideas para el Poder Ejecutivo
Acuerdos o Ideas Regionales
Ordenanzas o Ideas Municipales
Emprende con Iniciativas Perú
¿Qué Obra deseas: En Tu Barrio, Tu Pueblo o Tu Ciudad?
Reclama a Entidades Gubernamentales
 
 
Iniciativas en
Facebook
Me Gusta
Iniciativas en
Twitter
Seguir
Iniciativas en
Linkedin
Seguir
Iniciativas en
Youtube
Subscribirse
Iniciativas en
Google +
Me Gusta
Iniciativas en
Blogger
Seguir
 
 
  PORTADA - GUIA DE INICIATIVAS - Proyectos de Ley o Ideas para el Poder Ejecutivo - Seguridad Interna y Ciudadana
 
  Guia de Iniciativas a Proponer Estado de Iniciativas Propuestas:
Proyectos de Ley o Ideas para el Poder Ejecutivo Seguridad Interna y Ciudadana
Iniciativas Perú
Perú - LIMA - LIMA - LIMA

Razón Social: Iniciativas Perú
Profesión: Organización No Gubernamental
Telefonos: (511) 637 8710
Email: info@iniciativasperu.org

Tipo de Propuesta:
Iniciativa como Proyecto
Proyecto de Iniciativa de Ley que promueve creación del Consejo Nacional para la Seguridad Ciudadana en Espectáculos Futbolísticos

El fútbol es uno de los grandes fenómenos de la humanidad: 264 millones de personas juegan al fútbol de alguna manera; existen 1,7 millones de equipos de fútbol y alrededor 300.000 clubes en el mundo; y la Copa del Mundo es uno de los eventos televisivos con mayor número de audiencia mundial. Este deporte, es un fenómeno de tal magnitud, que la FIFA cuenta en la actualidad con más asociaciones nacionales afiliadas -208 países- que la Organización de Naciones Unidas -192 países miembros. Además de ser uno de los deportes más populares del mundo, tiene un origen milenario que puede remontarse a la Antigua China de los siglos II y III A.C.; también al antiguo Egipto del siglo III A.C.; Persia, India, y las antiguas civilizaciones Mayas y Aztecas entre otras, adonde ya el juego estaba inexorablemente unido a la religión, al poder y también a la violencia.

El fútbol desde sus inicios y debido a los incidentes violentos que se suscitaban, fue un deporte que tuvo constantes intervenciones de las autoridades que tomaron medidas que iban desde la aplicación de penas a quienes lo practicaban hasta la censura o la prohibición del juego; cuestionando sobre todo los desórdenes públicos relacionados directamente con la práctica de este deporte.

La seguridad ciudadana, sustentada en principios democráticos, pone énfasis en que las personas puedan gozar libremente de sus derechos fundamentales, a la vez que las instituciones públicas, en el marco de un Estado de Derecho, deben garantizar su ejercicio y respondan con eficacia cuando éstos son vulnerados. Por ello, los Estados tienen la obligación de crear y preservar las condiciones en las que se garantice el ejercicio pleno de los derechos humanos y las libertades individuales. Cuando no lo hacen, incumplen con sus funciones principales y fracasan en la tarea de proteger y garantizar los derechos humanos, lo que importa también una violación de ellos, aunque los estados (y sus funcionarios) no sean los autores directos de los daños y perjuicios que se generen por su acción u omisión.

En un evento deportivo son numerosos los actores que confluyen: espectadores, futbolistas, clubes organizadores, terceros (transeúntes ocasionales, vecinos, etc.) y por supuesto el Estado representado por las Fuerzas de Seguridad, el Poder Judicial, el Ministerio Público, los organismos del Poder Ejecutivo con competencia en la materia, etc.; por lo que el ámbito de los espectáculos futbolísticos es tierra fértil para la continua colisión de intereses, derechos y obligaciones.

Por ello el Estado debe implementar políticas públicas de seguridad ciudadana con el fin de prevenir y controlar los factores que generan violencia e inseguridad sin perder de vista que en el ámbito de la seguridad ciudadana se encuentran aquellos derechos de los que son titulares todos los miembros de una sociedad, quienes deben poder desenvolver su vida cotidiana con el menor nivel posible de amenazas a su integridad personal, sus derechos cívicos y al goce de sus bienes Así, el Estado debe garantizar principalmente el derecho a la vida; el derecho a la integridad física; el derecho a la libertad; el derecho a las garantías procesales, el derecho al uso pacífico de los bienes, el derecho a la igualdad y a la no discriminación, el derecho a la no-violencia, el derecho a la libertad de asociación, entre otros.

Por ello, las políticas sobre seguridad ciudadana deben ser evaluadas desde la perspectiva del respeto y garantía de los derechos humanos y las respuestas a los problemas derivados de la violencia deben encontrarse en el marco de las herramientas previstas en los instrumentos internacionales de derechos humanos y la vigencia del Estado de Derecho como pilares básicos para el pleno respeto a los derechos humanos y la dignidad de las personas. El flagelo de la violencia en el fútbol se origina y se alimenta de la complacencia y de la falta de voluntad del Estado para contenerlo, sin perjuicio de las responsabilidades que les caben a todos los actores involucrados: clubes, asociaciones futbolísticas, hinchas de fútbol y fuerzas de seguridad.

Por lo manifestado es imperativo que el Estado Peruano, tome las acciones necesarias y con carácter de urgencia, para que la realización de los espectáculos futbolísticos se realicen dentro de las más extremas medidas de seguridad pública y que permitan evitar la muerte de ciudadanos, o en todo caso la invalidez de estos, originadas por las llamadas “Barras Bravas”. Será importante que El CONSEJO NACIONAL PARA LA SEGURIDAD CIUDADANA EN ESPECTACULOS FUTBOLISTICOS, pueda proponer un marco normativo legal penal, que permita sancionar severamente a los ciudadanos que participen en este tipo de actos que violan todo tipo de derechos humanos a las personas que concurren a estos espectáculos futbolísticos.